Blog

A pensar en el planeta

Por: Ricardo Mejía Cano

En la pasada asamblea de NUTRESA, su presidente describió lo que deberá ser la norma del empresario moderno: agresivo comercialmente, prudente financieramente y cero riesgo reputacional.

Los consumidores y clientes son cada vez más exigentes en cuanto a las prácticas de fabricación y comportamiento de industriales y comerciantes. Con el desarrollo de las redes sociales, no son pocas las empresas que por prácticas deshonestas o poco amigables con el medio ambiente, han desaparecido o han estado muy cerca.

Por otro lado la escasez de algunos recursos naturales creará limitaciones sin precedentes en la disponibilidad de materias primas, forzando a los empresarios a implementar políticas de reciclaje y conservación.

No es extraño por tanto que 6 empresas colombianas listadas en la bolsa de Nueva York estén en el Índice Global de Sostenibilidad del S&P Dow Jones y 9 empresas cotizadas en la Bolsa de Colombia estén en el índice de Sostenibilidad de Mercados Emergentes, incluyendo 4 de las primeras que están también en este índice. Pronto serán muchas más.

Los índices miden el avance en gobierno corporativo, manejo de riesgos, prácticas laborales y protección del medio ambiente entre otros.

Dos expertos de McKinsey encuestaron 3344 altos ejecutivos de compañías multinacionales, sobre sus prácticas de sostenibilidad: protección del medio ambiente, responsabilidad social, gobierno corporativo, cuidado reputacional, etc. A los encuestados se les pidió nombrar tres razones por las cuales sus organizaciones están comprometidas con la sostenibilidad. Las tres primeras: 1. Con el fin de alinear los objetivos de la compañía con sus valores y la misión, 2. Consolidar y mejorar la imagen reputacional, 3. Mejorar la eficiencia operacional y rebajar costos. El hecho de que los encuestados vean en los planes de sostenibilidad una ayuda para alinear mejor la compañía, prueba que ésta debe ser parte de la estrategia.

El 64% de los encuestados manifestó que gracias a sus planes de sostenibilidad sus empresas han reducido el consumo de energía, el 63% han reducido la producción de desperdicios y no menos importante, el 59% por ciento de los encuestados considera que sus planes de sostenibilidad han influido positivamente en su imagen reputacional.

El 49% de los CEOs encuestados respondieron que la sostenibilidad es una de sus tres prioridades, mientras el 36% del resto de ejecutivos encuestados consideraron la sostenibilidad una de las tres prioridades de sus CEOs. La conclusión es que el liderazgo del CEO en la implementación de un programa de sostenibilidad es definitiva.

Los expertos de McKinsey seleccionaron entre las compañías de los ejecutivos encuestados, las líderes indiscutibles en sostenibilidad. Al analizar y comparar los programas de estas compañías con el resto, encontraron 12 características que las separan del montón. Destaco algunas: las compañías líderes son más agresivas al fijar sus objetivos, la sostenibilidad es parte de su estrategia, se focalizan máximo en 5 áreas y los beneficios económicos de la sostenibilidad son claramente entendidos por toda la organización.

Todo indica que los planes de sostenibilidad, su efecto en la reputación y los indicadores alrededor de esta variables se han vuelto parte de la estrategia de las compañías y temas de frecuente discusión en las juntas directivas. El sector privado deberá liderar más desarrollo y más equidad. En medio del pesimismo reinante, generado por la incertidumbre creada por el actual gobierno, el sector privado no puede olvidar su compromiso con la sociedad, el medio ambiente y en general el planeta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

(57) (4) 321 77 77 (57) 313 759 19 19 Oficina
Cra 25 No. 12 Sur - 59 Of. 231 Medellín - Colombia
info@sdj.com.co