Blog

Quiero Pimentones

Por: Ricardo Mejía Cano

Los floricultores son empresarios muy importantes para Colombia: exportan más de 1200 millones de dólares al año y generan unos 180.000 empleos en el agro, sector que todos debemos apoyar, pues la paz de Colombia depende en gran medida del crecimiento del agro.

Las 10 compañías de flores más grandes del país vendieron el año pasado $ 718.000 millones y tuvieron pérdidas por $ 20.654 millones, en el 2010 vendieron $ 712.000 millones y perdieron $ 32.062 mil millones y en el 2009 vendieron $ 706.000 millones y perdieron $ 22.408. En el 2011, 6 de las 10 tuvieron pérdidas y la de mejores resultados, cerró con una utilidad neta de sólo 1.4% sobre las ventas. Parodiando a un reconocido director de futbol, “ganar así es perder un poco”.

Razones: la revaluación; la falta de una comercializadora como la Federación de Cafeteros, que evite que los márgenes queden en manos de las comercializadoras norteamericanas; y el destino de sus exportaciones: el 75% de las ventas van a EEUU y el 4% a Japón, dos economías en cuidados intensivos. Una economía en dificultades rebaja o suspende primero la compra de flores que de comida.

¿Es un problema de innovación? No parece. Si se miran los artículos de la revista de Asocolflores, uno queda impresionado de la calidad de los temas: enfriamiento rápido al vacío para conservar mejor las flores, ventajas de las bombillas fluorescentes compactas, gestión del talento humano basado en competencias, gasificación de la biomasa, etc. Podría decirse que están actualizados en cuanto a los adelantos mundiales del sector.

Pero poniendo de manera grafica las palabras del experto Rowan Gibson, para innovar a veces hay que salirse de la ropa. En el Foro “Juntas Innovadoras”, que la semana pasada tuvo lugar en Medellín, Rowan explicaba como Kodak tenía los mejores sistemas de producción y aplicaba métodos modernos como “Six Sigma”, “Lean Production”, “Calidad Total”, etc., pero se demoró en entender los cambios de los últimos 10 años. Eso le costó la vida. General Electric, cuando ve que uno de sus negocios empieza a mostrar márgenes brutos inferiores al 30%, se retira de esa actividad. Y no le ha ido mal: en sus más de 120 años de existencia se ha distinguido por su agilidad para reinventarse y mantener su posición de liderazgo. Muchas de las 10 más grandes de flores tienen márgenes brutos inferiores al 15% y así ha sido los últimos años.

Los floricultores son especialistas en manejo de invernaderos: saben del control de las temperaturas, de flujos de aire, manejo de la humedad, etc. esa es una de sus grandes fortalezas. Muchos alimentos se pueden producir en invernadero, con aumentos sustanciales de productividad. EE.UU. importa de octubre a junio de cada año gran parte de los pimentones y tomates que consume y contrario a las flores, éstos también son demandados en nuestros países. Y sus márgenes brutos son del orden del 45%.

¿Será hora de que se salgan de la ropa y actúen como GE? Solo ellos lo pueden saber y decidir. En ese caso empezarían a decir: “no me manden flores, quiero pimentones”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

(57) (4) 321 77 77 (57) 313 759 19 19 Oficina
Cra 25 No. 12 Sur - 59 Of. 231 Medellín - Colombia
info@sdj.com.co